De dicho popular a éxito comercial: crearon el alfajor de pollo

0
48

Una de las chicanas más clásicas entre los hinchas de fútbol es decirle a sus rivales “¿sabés cómo te dicen a vos? alfajor de pollo, porque no existís” como una forma de restarle méritos. Los cordobeses, ágiles para los chistes y las ironías supieron combinar la gastronomía con este deporte, y crearon “el alfajor de pollo” un producto que solo existe en su imaginario para calificar adversarios.

Aquí la nota realizada en Cátedra Avícola a Myriam Días, su creadora:

La encargada de esta idea es una cocinera que sorprendió a todos con su receta, que hasta ahora no figuraba en los manuales de alta cocina. Por el momento, estos alfajores sólo se pueden adquirir en Nono, Córdoba.

Myriam Díaz vive en Nono, Córdoba, y desde hace algún tiempo elabora un -llamativo-alfajor cuyo interior no es un relleno tradicional de dulce de leche o de alguna fruta, sino que contiene pechuga, pata y muslo, laurel, orégano y cebolla de verdeo. Pero calma, dado que las ‘tapas’ que lo contienen son saladas. “Empecé a pensar en que lo podía hacer existir, que no podía ser tan difícil, solo que debía ser salado. Después de varias pruebas salió muy rico”, aseguró Díaz

Como todo emprendimiento, esta mujer no quiso quedarse anclada en un solo producto y por eso lanzó otras dos versiones de alfajores “especiales”: uno de cabrito y otro de ternera. Además, de una opción vegana cuyo relleno contienen berenjenas, champignon y morrón. Asimismo, tiene planeada una nueva versión que será de cerdo a la mostaza con romero y otro de vitel toné. Este alfajor se vende ahora en almacenes y kioscos de toda la provincia de Córdoba, cuesta $ 50 cada unidad y en su packaging se puede ver el eslogan que reza: “Ahora existe y es cordobés”.

El mismo pesa 80 gramos, por lo que representa el doble que uno tradicional. En redes. El invento de Díaz generó sorpresa entre los usuarios de redes sociales, quienes a modo de diversión crearon los clásicos memes, en este caso dedicados a estas peculiar versión de alfajores. “Se acabaron los chistes de ‘más falso que alfajor de pollo’. Hay que cambiarlo”, escribió uno, mientras que otro se preguntó irónico: “¿Alfajor de pollo?¿Qué falta la milanesa de dulce de leche?”

Fuente www.perfil.com